Sofrología contra el estrés y la ansiedad

sofrologiaLa sofrología es una terapia alternativa creada por Alfonso Caycedo en 1960 a partir de diversas técnicas respiratorias, de relajación y de hipnosis. 

Su fin es lograr un fortalecimiento de las potencialidades de la vida por medio de un entrenamiento progresivo para relajar del cuerpo junto con una toma de conciencia de las sensaciones experimentadas.

Al practicar sofología se puede advertir cuando nuestro cuerpo está recibiendo demasiado estrés, detener la influencia negativa de determinadas situaciones, vivir plenamente las experiencias positivas y reconocer y reconducir las negativas.

La sofrología y el yo

Con la sofrología debemos aprender a aceptar el cuerpo, entenderlo como algo propio, no como un objeto ajeno, extraño, inanimado, que se rompe fácilmente y no sabe recomponerse. Se trata de dar confianza a nuestro cuerpo y a sus mecanismos de recuperación, para adquirir mayor confianza en nosotros mismos.

El esquema que cada uno tiene en mente de su propio cuerpo indica su grado de aceptación. Si cuando imaginamos nuestro cuerpo pasamos por alto los pies o la cabeza, deberemos reforzar nuestra confianza en estas partes e integrarlas con el resto.

Si tendemos a imaginarnos por dentro, deberemos reforzar la imagen exterior, para establecer una barrera entre dentro y fuera que impida que las agresiones diarias (estrés) se introduzcan en nuestro interior en forma de enfermedades psicosomáticas (asma, taquicardia, colitis…).

Cuanto más desarrollado esté nuestro esquema corporal más confianza tendremos en nuestro cuerpo y nos sentiremos más fuertes tanto física como mentalmente. Si logramos dar forma a nuestro cuerpo, individualizarlo, separarlo del entorno, nos volveremos más independientes, tendremos mayor control sobre nosotros mismos, reduciremos la influencia externa, tanto a nivel físico (enfermedades psicosomáticas) como mental (ataduras, manías, obsesiones, rutinas que coartan la libertad). A mayor conciencia corporal, menor influencia del entorno y mayor libertad de acción.

Se trata de hacer un yo fuerte, reforzar la conciencia de nosotros mismos y del entorno, aumentando la conciencia de nuestro cuerpo.

Usos de la sofrología

  • Contra el estrés, la ansiedad, los problemas emocionales, la baja autoestima, la hipocondría, la depresión, las enfermedades psicosomáticas, el nerviosismo, los trastornos de la alimentación (anorexia, bulimia)…
  • Para eliminarfobias: miedo a hablar en público, miedo al fracaso, miedo a volar en1 avión…
  • Ayuda a familiares de enfermos mentales
  • Ayuda durante el tratamiento de enfermedades crónicas o durante la rehabilitación
  • Control del dolory de la agresividad
  • Preparación para el parto
  • Aumentar la concentración, la seguridad en uno mismo, la memoria, la imaginación, la voluntad, el rendimiento intelectual y físico (trabajo, deporte, oposiciones, exámenes…)
  • Apoyo en situaciones difíciles: jubilación, independencia de los hijos…

Algunas técnicas y su aplicación

Sofronización simples La relajación permite reducir el estrés y aceptar las sensaciones corporales tal como son, sin reducirlas todas a dolor.  Para ello,  busque un lugar tranqullo, con poca luz y en silencio, siéntese o estírese y cierre los ojos. Mantenga una respiración regulary profunda, hinchando el vientre al Inspirar.

Concéntrese primero en la cabeza y sienta como poco a poco los músculos de los ojos, la nuca y las sienes se distienden y callentan. Prosiga hacia abajo, note que los músculos del cuello se aflojan; recorra mentalmente sus brazos, el tronco, las piernas… hasta llegar a los pies. Durante la relajación no se preocupe por lo que piensa o por sí piensa o no, deje que su mente fluya sin hacer demasiado caso a lo que le viene a la cabeza

Memoria positiva Este ejercicio ayuda a releer la experiencia con ojos positivos y a aumentar la ilusión; nos permite recordar los momentos positivos y ver lo positivo que se esconde en lo aparentemente negativo.  Para ello, al final de la jornada, siéntese y cierre los ojos. Imagine que paseando por una avenida descubre en un v¡deo club una cinta con la historia de su vida. Sin dudar un instante compra la película y corre a casa para saciar su curiosidad. en 1960divertidas…

Reforzar el esquema corporal: Tome un lápiz y un papel y dibújese. No importa que no sepa dibujar. Cuando haya terminado examine su dibujo. Vea que partes del cuerpo ha dibujado más esquemáticamente y vuelva a dibujarse, pero ahora con mayor lujo de detalles. Puede mirarse en un espejo para perfeccionar las particularidades de sus ojos, de sus manos, de sus piernas… (Ejercicio para reforzar la aceptación del propio cuerpo y aumentar la autoestima)

Visualización del cuerpo cómodo Permite evitar la aparición de trastornos psicosomáticos y favorece la recuperación de enfermedades ya desarrolladas.  Para ello, imagínese sin el dolor o trastorno que le afecta constantemente (por ejemplo la artritis, un tic). ¿Qué haría si no padeciese artritis, si no tuviese el tic? Imagine su Imagen, su cara, su postura, su manera de andar. Imagine sus nuevas actividades. Véase delante suyo, como si fuese una película, mientras realiza sus actividades cotidianas, ahora ya sin problemas. Practique la vlsualización a menudo, aumentando cada vez el número de detalles que forman la Imagen su cuerpo e imaginando nuevas; situaciones

Potenciar la concentración Tiéndase boca arriba con las piernas estiradas y los brazos a ambos lados del cuerpo. Mientras toma aire lentamente por la nariz y lo expulsa por la boca Imagine que un fluido naranja penetra por su coronilla y recorre todo su cuerpo, hasta salir por las plantas de los pies. A continuación vuelva a ¡nspirary espirare imagine que un fluido azul atraviesa su cuerpo en dirección contraria. Combine el ir y venir de los fluidos naranja y azul hasta sentirse cargado de energía

Inhalar y anhelar Sirve para motivarle y acercarle más a sus objetivos.  Para ello, respire lenta y profundamente, hinchando el vientre con cada inspiración. Mientras toma aire diga mentalmente una palabra que evoque relajación («calma», «quietud», «paz») y mientras lo expulsa profiera sin voz una frase sugerente, corta, pero efectiva, que exprese la imagen de su deseo ya cumplido («estoy cómodo», «ya no bebo», «puedo viajar en avión»)

Aprender a dormirse Cuando no pueda dormirse, siga los siguientes pasos:

    • Respire lenta y profundamente
    • Preste atención a su cuerpo, note el contacto con las sábanas
    • Siéntase hundido en el colchón
    • Imagine que siente un gran bienestar
    • Sí lo desea puede imaginarse en un lugar agradable, como una playa desierta y cálida, imagine el sonido del mary el contacto del viento…

Conoce también

loading...

Un comentario para “Sofrología contra el estrés y la ansiedad”

Deja un comentario

Vínculos patrocinados
Remedios naturales
Elimina tu celulitis
Ads
Buscar:
Síguenos en Facebook
 
Video del mes
Infusión para la ansiedad
Para más videos sobre remedios naturales y jugos curativos en:

http://bit.ly/WfFCWN

Revertir la diabetes
Recibe nuestras novedades

Escriba su correo electrónico:

Delivered by FeedBurner

Controla la hipertensión