Manzanilla: Remedio para las digestiones pesadas, insomnio y más

La manzanilla, que recibe el nombre también de camomila, bonina, manzanilla de Aragón o manzanilla de Urgel, es una hierba perenne de la familia de las asteráceas originaria de sudeste de Europa y Asia Menor.

Existen diferentes variedades de manzanilla. Sin embargo, las más comunes son la manzanilla: la romana (Chamaemelum nobilé) y la alemana (Matricaria recutitá).

Aunque éstas son casi idénticas, la alemana es más popular y se considera que tiene grandes poderes curativos.

Propiedades curativas
Las propiedades de la manzanilla eran ya conocidas desde la antigüedad. En Egipto se la dedicaba al dios del Sol, Ra, por su eficacia para combatir las fiebres y las calenturas.

En la antigua Grecia, tanto Hipócrates como Galeno y Dioscórides aconsejaban su consumo, con el nombre de Parthenion, contra las fiebres intermitentes, la ictericia, los cálculos y las afecciones oculares.

Los romanos usaron la manzanilla con los mismos fines anteriores, pero le cambiaron el nombre a Chamaemelon, que luego en el latín tardío degeneró en Chamomilla.

Después en el siglo XVIII, esta hierba se alaba como antiespasmódica y se empleaba para calmar los dolores de la gota y los reumatismos.

En la actualidad, se ha podido determinar que la manzanilla tiene propiedades tónicas, digestivas, antiespasmódicas y carminativas (favorece la expulsión de gases). Igualmente, se considera un sedante suave y es diurética.

Remedios herbales y naturales
Remedios para la gastritis, digestiones difíciles y flatulencia. Hervir, durante 5 minutos, 1 taza de agua y verter 1 cucharadita rasa de flores de manzanilla. Retirar del fuego, dejar reposar por 5 minutos, colar y tomar caliente.

Remedio para la sinusitis Verter en un recipiente que contenga 1 litro de agua caliente 1 puñado de flores de manzanilla. Al hervir, retirar del fuego. Colocar una toalla sobre la cabeza, a modo de tienda. Respirar el vaho con el fin de desinflamar los senos paranasales y eliminar los gérmenes causantes de la inflamación.

Remedio para el hígado: Verter 1 cucharada de flores frescas de manzanilla en una taza de agua que esté hirviendo. Tapar y dejar refrescar. Colar y beber de 2 a 3 tazas diarias. Este remedio estimula la producción de la bilis y protege el hígado.

Remedio contra el insomnio: Hervir el agua suficiente para una taza y verter 1 cucharadita rasa de flores de manzanilla. Retirar del fuego, dejar reposar por 5 minutos, colar y tomar caliente antes de dormir. La manzanilla contiene apigenina que calma el sistema nervioso central y facilita conciliar el sueño por las noches.

Remedio contra el estrés Preparar un baño de tina caliente adicionando 10 gotas de aceite de manzanilla o un puñado o dos de flores de manzanilla.

Prevención
No se recomienda el consumo prolongado o abundante de la manzanilla, ya que pudiera causar sensación de vómitos. Además, puede producir somnolencia y, por ello, se debe evitar conducir vehículos.

Existen personas que muestran una reacción alérgica a la manzanilla lo que puede causar una reacción broncoconstricción con el uso interno y reacciones cutáneas con el uso tópico. Si padece fiebre de heno, la manzanilla puede agravar estas condiciones.

loading...

5 comentarios para “Manzanilla: Remedio para las digestiones pesadas, insomnio y más”

Deja un comentario

Vínculos patrocinados
Remedios naturales
Elimina tu celulitis
Ads
Buscar:
Síguenos en Facebook
 
Video del mes
Infusión para la ansiedad
Para más videos sobre remedios naturales y jugos curativos en:

http://bit.ly/WfFCWN

Revertir la diabetes
Recibe nuestras novedades

Escriba su correo electrónico:

Delivered by FeedBurner

Controla la hipertensión